Inicio / Canciones / Leyes del corazón

Canciones

Leyes del corazón

Letra de ‘Leyes del corazón’ de Vernis Hernández

Puede ser que un día nos volvamos a encontrar
para hablar de aquello que al final nos separó.
Puede ser que alguna vez se vuelvan a juntar
los pedazos de este amor que ahora se rompió.
Puede ser que entonces no sea tarde. Puede ser,
porque siempre se está a tiempo, siempre en el querer.
No me digas que ya nunca me podrás amar.
¿Por qué te empeñas en negar
que yo te puedo hacer feliz?

[CORO]
¿Quién te puede amar
como te amo yo por vocación?
¿Quién te puede amar
como te amo yo, sin condición?
Por eso, creo que, aunque me dejes,
un día vamos a volver.

Puede ser que el tiempo nos enseñe a quién amar,
sin promesas, sin un pleito, sin pedir perdón.
Que las leyes a seguir sean las del corazón.
Puede ser que un día vuelva toda la pasión.
puede ser que entonces no sea tarde. Puede ser,
porque siempre se está a tiempo, siempre en el querer.
No me digas que ya nunca me podrás amar.
¿Por qué te empeñas en negar
que yo te puedo hacer feliz?

[CORO]
¿Quién te puede amar
como te amo yo por vocación?
¿Quién te puede amar
como te amo yo, sin condición?
Por eso, creo que, aunque me dejes
un día, vamos a volver.
¿Quién te puede amar
como te amo yo por vocación?
¿Quién te puede amar
como te amo yo, sin condición?
Si estamos en el mismo barco,
¿por es que sueltas el timón?
Si soy el aire que respiras,
¿por qué asesinas mi ilusión?

Puede que entonces no sea tarde. Puede ser
que, porque siempre se está a tiempo, siempre del querer,
no me digas que ya nunca me podrás amar.
¿Por qué te empeñas en negar?
Dame otra oportunidad


(¿quién te puede amar como lo hago yo?
¿Quién te puede amar, si amarte es mi vocación?).
Puede ser que nos volvamos a encontrar
y los pedazos de este amor se vuelvan a juntar


(¿quién te puede amar como lo hago yo?
¿Quién te puede amar, si amarte es mi vocación?).
No me digas que ya nunca me podrás amar.
no, no, no, no, no, no


(¿quién te puede amar como lo hago yo?).
¿Quién te puede amar?


(¿quién te puede amar, si amarte es mi vocación?).
Y que las leyes sean las del corazón.

Y no pierdas más el tiempo, vente conmigo.
No soporto la soledad, es un castigo.
Dame tus besos de caramelo que por las noches
yo ya no tengo consuelo


(como yo te amo nadie te va a amar).
Y aunque lo intentes, te cansarás de buscar


(no vas a encontrar).
No, no, no


(nadie te va a amar).
Que como yo no, no hay otra igual


(como yo te amo nadie te va a amar).
y así la busques en la tierra, el cielo o en el mar


(no vas a encontrar),
tú te vas a cansar


(nadie te va a amar).
Si estamos en el mismo barco,
¿por qué es que sueltas el timón?
Si soy el aire que respiras,
¿por qué asesinas mi ilusión?

Buscador

Busca la canción por letras del abecedario